ARTÍCULOS + LEÍDOS

- Las claves del ‘hotcake’
[ publicación:09/09/2016, visitas:22417]
- El origen de los espaguetis
[ publicación:15/07/2015, visitas:21105]
- Harina de fuerza
[ publicación:08/04/2015, visitas:18839]
- Valle del Yaqui: el granero de México
[ publicación:09/06/2015, visitas:12699]
- La dulce historia del pan mexicano
[ publicación:18/04/2016, visitas:12660]
- Cómo preparar la sémola de trigo
[ publicación:28/01/2016, visitas:10612]
- Sémola de trigo: propiedades
[ publicación:28/07/2014, visitas:9364]
- Diferentes tipos de pasta
[ publicación:03/09/2014, visitas:7295]
- Pacas de paja para una arquitectura sustentable
[ publicación:28/05/2015, visitas:7129]
- El trigo y sus beneficios
[ publicación:08/07/2014, visitas:6843]
- “El trigo domesticó al Homo Sapiens”
[ publicación:05/11/2015, visitas:6389]
- Munsa entra en la Comercial Mexicana
[ publicación:23/05/2016, visitas:5134]
- Coyotas Mozas
[ publicación:12/05/2014, visitas:5025]
- Pan nube: esponjoso y sin gluten
[ publicación:15/11/2016, visitas:4526]
- Molinos de trigo, una historia de ‘gigantes’
[ publicación:28/08/2015, visitas:4225]

El código QR llega al trigo

Ya es posible obtener información de dónde y cuándo fue cosechado el trigo de la harina que vas a consumir.

Información

Publicación: 20/10/2015
Visitas: 1058

A diferencia de los códigos de barras convencionales, en los códigos QR la información está codificada dentro de un cuadrado y nos permite almacenar hasta 4,200 caracteres alfanuméricos con toda la información sobre el producto. Creado por la compañía japonesa Denso-Wave en 1994, la sigla QR se derivó de la frase inglesa Quick Response (Respuesta Rápida) y se caracteriza por los tres cuadrados que se encuentran en las esquinas y que permiten detectar la posición del código al lector. La matriz de puntos en la que se guardan los datos no es legible para el ojo humano. Se debe leer con un teléfono móvil o con un dispositivo que disponga de la aplicación correspondiente.

Los primeros códigos QR fueron utilizados por el fabricante de automóviles japonés Toyota. Servían para el marcado y registro de piezas y todo tipo de componentes. Muy a menudo aparecen en revistas y periódicos. Al escanearlos, el lector accede de una manera fácil y directa a determinados sitios web sin que sea necesario, por ejemplo, teclear direcciones URL largas y complejas. Y ahora llega al mercado del trigo para cubrir la nueva demanda de los consumidores del siglo XXI: saber de dónde procede lo que estoy comiendo.

Como explica Juan Pablo Vélez, técnico de la Estación Experimental Agropecuaria Manfredi, “este proyecto tiene dos años y ahora está formalizada la aplicación telefónica con la cual se escanea el QR y arroja el lugar donde fue cosechado el trigo. Y no es poco, porque si ustedes están en otra parte del planeta, tener los datos de latitud y longitud de donde fue cosechado ese trigo que estás comiendo es una experiencia importante para el consumidor".

El objetivo es poder certificar el origen de las partidas de cereal, las labores del molino y saber cuáles son los procesos a los que fueron sometidos los lotes de trigo que llegan a la mesa. “Se trata de que cuando uno come el producto sepa de dónde salió y cómo fue producido, que es la tendencia mundial. Hay cosas que son mucho más fáciles y que se están haciendo, como, por ejemplo, la carne y el huevo. Y ahora le llegó el turno al trigo, uno de los alimentos básicos en todo el planeta”, matiza Vélez. Además se están llevando a cabo estudios con diferentes fuentes de imágenes multiespectrales que permitan no solo diferenciar la calidad del cereal sino que aporten información durante el ciclo del cultivo antes de la cosecha para poder llegar a hacer una aplicación de fertilizante nitrogenado correctivo, por ejemplo.

Aspectos que hace sólo unos años entraban dentro del mundo de la ciencia ficción y que se han convertido en realidad. “Todas esta herramientas, junto con lo que se genera en todos los procesos desde la siembra hasta la cosecha, arrojan información documentada permitiendo subirla a la nube de datos disponible para que el consumidor sepa qué es lo que está comiendo. Hoy el solo hecho de conocer de dónde salió la materia prima que le dio origen a un producto sencillo como la harina de trigo ya es un gran avance, y el consumidor sabrá valorizarlo y elegir ese producto por sobre cualquier competencia", concluye el técnico del Inta Manfredi.

Fuente:

El trigo avanza con la trazabilidad



 

Copyright © 2019 MUNSA MOLINOS, S.A. de C.V.

sitio web desarrollado por